La lucha de la prensa escrita

ImageTítulo: Modelo de los medios de comunicación social: periodismo escrito

Autor: César Coca y José Luis Peñalva

Lugar e ano de edición: Bilbao, 1998

Editorial: Servicio Editorial Universidad del País Vasco

 


César Coca y José Peñalva son doctores en periodismo por la Universidad del País Vasco y licenciados en Ciencias de la Comunicación por la Complutense y la de Navarra respectivamente. El propósito de la publicación de la obra es servir de ayuda a los estudiantes de periodismo así como hacer una reflexión sobre algunos de los males que aquejan al periodismo escrito actualmente ya que según palabras de los propios autores, “es un momento en el que los medios se encuentran en una encrucijada y en el que el futuro dependerá en gran medida del camino que se siga”.

La obra comienza con un repaso a las teorías políticas más importantes sobre los medios de comunicación ya que estas suponen una gran influencia a la hora de llevar a cabo el trabajo periodístico de una forma u otra. Los autores destacan la teoría autoritaria  que es la responsable de un fenómeno que se ha ido arraigando a lo largo de los años: la censura; la teoría liberal que a pesar de su nombre, no proporciona una libertad absoluta en cuanto a la difusión de ciertas informaciones que perjudiquen al Estado o a los menores; la teoría comunista que obligan a los medios a servir como instrumento del Partido en el poder y por último, la teoría de la responsabilidad social según la cual, los medios de comunicación se entienden como un servicio a la sociedad, que cumplen un papel destacado en la formación de la opinión pública dentro de las sociedades democráticas, lo que implica adquirir un compromiso ético con los intereses comunes del público. Es por todo esto que los medios siempre han sido el centro de la batalla política por su gran influencia en los lectores.

Pero en la sociedad actual ha nacido otro factor importante que está cambiando la forma de hacer periodismo y que cada vez está más extendido. La tecnología y los ordenadores han supuesto una verdadera revolución en el seno de las empresas periodísticas y han facilitado su interrelación así como el aprovechamiento de sus recursos. A pesar de las muchas ventajas que estés nuevos avances suponen, los autores destacan las graves consecuencias que estas tienen para el periodismo escrito. Afirman que tal y como pasara con la aparición de la televisión, el hecho de que las empresas dispongan cada vez más tecnología supone una reducción de la plantilla por lo que los beneficios para los trabajadores son mínimos. Sin embargo a pesar de esto, las nuevas tecnologías y la red suponen una gran ventaja ya que proporcionan una mayor velocidad de acceso a las fuentes así como una mayor cantidad de información entre muchas otras cosas. Pero para aprovechar al máximo estés recursos, las empresas deben pasar por un proceso de adaptación y no quedarse estancadas.

Y, a causa de este gran influjo de información, cada día hay una mayor necesidad de atraer a los lectores. Es por ello que  la denominada prensa amarillista se mezclan con el periodismo más riguroso, austero en el fondo de la noticia pero espectacular y sensacionalista en la presentación de la misma como forma de llamar la atención del público (géneros mixtos). Los medios utilizan el sexo y la violencia como cebo para atraer a los lectores. Este fenómeno está presente en la prensa de todo el mundo, destacando la del Reino Unido, Rusia, México, Alemania y EE.UU. En España esta prensa amarillista gana a la prensa seria en cuanto a revistas. En los periódicos este tipo de prensa se mezcla con el periodismo más riguroso aunque no tanto como en el caso anterior. Los autores declaran que la prensa amarillista es “femenina”, sin embargo actualmente podemos encontrar este tipo de publicación dirigidas a un público masculino como es el caso de algunas revistas.

Los autores analizan los diferentes tipos de prensa escrita dividiéndola en diaria y no diaria. En el primero de los grupos encontramos la prensa nacional, regional, local, de empresa y de partido. Todas ellas dependientes del lector así como de sus demandas, y cada una centrada en un punto geográfico, como es el caso de las tres primeras o en una finalidad (rentabilidad política o económica) como es el caso de las dos últimas. En el segundo grupo encontramos las revistas de información general, los magazines, las revistas especializadas, las revistas superespecializadas, la prensa gratuita, las publicaciones institucionales y de empresa, el nuevo periodismo norteamericano (literario), la prensa urderground y la prensa alternativa. El análisis se centra también en las principales agencias de informacion tanto a nivel mundial (Associated Press, Reutersy France Press) como a nivel español (EFE y Europa Press)

Pero lo que cabe señalar en todo el conjunto de la prensa escrita es el gran esfuerzo que actualmente les supone seguir luchando por mantenerse frente a los avances actuales. En definitiva, a pesar de que la prensa escrita es la más antigua de todas, las nuevas tecnologías están ganando terreno en la profesión periodística. Es por ello que el periodismo escrito debe luchar por mantenerse y adaptarse a los nuevos tiempos.

 

 

Carla Díaz Leal

 

 

Advertisements

Deixar un comentario

Arquivado en Uncategorized

Deixar unha resposta

Please log in using one of these methods to post your comment:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s